Home_PageCastroFrancisco Castro Represas

 (España, 1905-1997)






1938 - 33 años
Edificio Jesús Crespo
Vigo (España)



1941 - 36 años
Edificio Pernas
Vigo (España)



1942 - 37 años
Edificio Albo
Vigo (España)



1945 - 40 años
 Real Club Náutico
Vigo (España)


Biografía:
  Arquitecto español nacido en Vigo. Estudió en la Escuela de Arquitectura de Madrid, donde obtuvo el título en el año 1932. Desde 1935, y por un espacio de tres décadas, ocupó la presidencia de la Subdelegación del Colegio de Arquitectos de León, Asturias y Galicia. Desde 1932 a 1940 ejerció en solitario, para después formar equipo con Pedro Alonso Pérez. Como equipo trabajaron en Vigo, si bien dejaron obra en otras localidades gallegas. La primera etapa de trabajo en solitario de Francisco Castro supone la renovación de la arquitectura viguesa y su apertura hacia el contacto con la modernidad de su tiempo, al introducir en la ciudad la corriente racionalista. Su propuesta, con ser innovadora en el contexto urbano en el que se introduce, no busca la ruptura brusca con lo precedente, adaptándose a ciertas tradiciones constructivas locales, como el enraizado gusto por unas suntuosas fachadas ejecutadas con delicada cantería de granito. Este original y heterodoxo racionalismo se deja contaminar además por matices expresionistas y elementos decorativos ligados al art-decó. Castro da a conocer su peculiar propuesta con el inmueble Ribas Barreras (1933) y con el edificio Sanchón (1935). En ellos, como en otras obras de esta primera etapa, se mantiene el contacto con lo decorativo, concretado en elementos geométricos y lineales, como los remates en escalón, acanaladuras, bandas horizontales paralelas, placas, etc. Dentro de este racionalismo heterodoxo se encuadran también el edificio del ángulo de las calles Urzaiz y Cuba (1938), la casa del cineasta Cesáreo González de la plaza de Portugal (1938), el edificio Barreras (1940) de la calle Colón número 4, el bloque de viviendas de la plaza de América (1941), etc. Entre las primeras obras destaca el edificio Curbera (1939), que, además de mantener la línea racionalista, supuso la introducción en la ciudad de Vigo de una tipología de rascacielos de gran desarrollo vertical para la época. En la misma línea racionalista proyectó en 1940 para la villa de Bouzas los edificios situados en el ángulo de las calles Pobladores y Covadonga y en el número 294 de Tomás A. Alonso. Todavía en los primeros años de posguerra, ya trabajando en su estudio su compañero y amigo Pedro Alonso, deja Castro destacados ejemplos de su singular racionalismo, como sucede en el edificio Albo (1942) y sobre todo en el Real Club Náutico (1944). Esta última obra viene a cerrar la etapa de renovación de la arquitectura viguesa, ya que en la posguerra se imponen los gustos dominantes en la etapa anterior, adquiriendo un nuevo vigor en la ciudad de Vigo las formulaciones regionalistas y eclécticas. Francisco Castro y Pedro Alonso se ven obligados a plegarse a la nueva situación, si bien ocultan en los interiores ciertos logros del período precedente. A esta etapa corresponden el bloque de la finca La Gardenia (1940) de la calle Pi i Margall, inmueble de la Unión Cristalera (1943), edificio Santodomingo (1946) de la calle García Barbón número 117, inmueble comercial de la empresa Casal en Marqués de Valladares número 23 (1949), etc. La Gran Vía y la calle Ecuador acogen otro buen número de los suntuosos edificios pétreos de Castro y Alonso. Hacia 1959 los dos arquitectos inician una nueva etapa de su producción, desprendiéndose de los ropajes historicistas y conectando nuevamente con la modernidad.  © RAH



Audio | Libreto | Aumentar | Fotos Interiores
copyright © 1998-2019, epdlp All rights reserved