Home_PageDrigoRiccardo Drigo

 (Italia, 1846-1930)







1900 - Los millones de Arlequín -  Serenade


Biografía:
    Pianista, director de orquesta y compositor italiano nacido en Padua. A la edad de cinco años empezó a recibir sus primeras lecciones de piano de un amigo de la familia, progresando rápidamente, y en su primera adolescencia logró alguna celebridad local como pianista. Su padre estuvo de acuerdo en permitirle asistir al prestigioso Conservatorio de Venecia, donde estudió bajo el maestro Antonio Buzzolla, un alumno de Gaetano Donizetti. Drigo escribió sus primeras composiciones, principalmente romanzas y valses, en su temprana adolescencia. En 1862 le permitieron tocar algunas de sus piezas con la orquesta local amateur de Padua. Luego de esta actuación el joven Drigo empezó a mostrar interés en dirigir. Se graduó del conservatorio en 1864, y fue contratado como pianista de ensayo en el Teatro Garibaldi en Padua. Su experiencia como pianista de ensayo pronto lo lleva a encontrar trabajo como director de orquesta para varias compañías de ópera de aficionados en Vicenza, Rovigo, Udine y Venecia. A la edad de veintidós años, Drigo presentó su primera ópera, Don Pedro de Portugal (1868). En 1878 la vida de Drigo cambiaría drásticamente. Durante la temporada de ópera en Padua el director del Teatro Imperial de San Petersburgo, Barón Karl Karlovich Kister, asistió a una presentación de “L'elisir d'amore” de Donizetti que dirigió Drigo. Kister quedó muy impresionado con la talentosa dirección de Drigo, pues fue hecha sin tener partitura a la vista. Drigo presentó luego a Kister algunas de sus propias composiciones, y pronto este le ofreció un contrato de seis meses para dirigir la Ópera Imperial italiana de San Petersburgo. Las habilidades de Drigo como pianista fueron muy famosas en su época. En La Scala acompañó a menudo al gran violinista Antonio Bazzini durante los conciertos. Entre las partituras originales para ballet, es recordado por Le Talisman (1889); La Flûte magique (1893); Le Réveil de Flore (1894); y Los millones de Arlequín (1900). Su partitura para esta última, incluye la popular pieza de repertorio Nocturno de amor (Serenade), que es quizás su composición más famosa. En 1920 aceptó el puesto de kapellmeister del Teatro Garibaldi en Padua, donde había empezado su carrera muchos años antes. En 1926 compuso la ópera cómica Flaffy Raffles para la compañía de Ópera del Teatro Verdi de Padua, y en 1929 se representó su última obra, la ópera Il garofano bianco (El Clavel Blanco) en el Teatro Garibaldi. Pasó el resto de su vida dirigiendo y componiendo misas y varias canciones, incluyendo una versión vocal de la famosa Serenata de Los millones de Arlequín, que el tenor Beniamino Gigli convirtió en un éxito mundial.  © Renato Gómez Vignes


Windows Media Player | Libreto (Historia y Personajes) | Aumentar | Fotos Interiores
copyright © 1998-2017, epdlp All rights reserved