El Decano (fragmento)Lars Gustafsson

El Decano (fragmento)

"Descubrieron que el mundo no es plano. Sino granulado. Si se amplía lo suficiente la fotografía de un periódico, se encuentra la trama.
Si aumentas el mundo, encuentras lo mismo. ¡Una trama!
¡Tiempo y espacio! Por supuesto. Pero imagínate que sólo son burbujitas de probabilidad, espuma de probabilidad. Imagina que ese mundo material, del que estabais tan orgullosos, sólo fuese un malentendido.
Y que, en cambio, allí hay otra cosa.
¿Un mundo espiritual? Tal vez. Pero ¿qué genios pueden esconderse en la botella?
Ves, creo que ahora ya lo has visto. Eres rápido.
Que la silla en la que estoy sentado proyecta una sombra en la tela de la tienda. Pero que yo no tengo sombra.
¿Tan extraño es?
Los números naturales tampoco tienen sombra.
No. No hace falta que me hables si te duele. De todas formas, te sigo.
No, no soy un doctor normal. Ni siquiera estoy seguro de ser doctor.
Así pues, te preguntas qué tengo en común con los números naturales. ¿O quizá con los números no naturales, como la raíz cuadrada de menos uno?
Y, con un tono cansado, como el de quien se ve obligado a repetir lo mismo tantas veces que ya no puede con ello, continuó:
-Si crees que soy molesto, puede que hasta terrorífico, has de saber qué soy y no soy. Soy una alucinación. Sólo existo en tu cerebro y concretamente sólo puedo existir allí porque eres tú quien me hace. En realidad, soy sólo morfina. Montones de morfina intravenosa que pasea por tu sistema nervioso, que te cosquillea en las piernas y crea los más extraños fantasmas, sí, quiero decir fantasmas de verdad, es decir, los que se dejan ver. Como yo mismo. Soy el joven Morfeo, ¿lo entiendes?
Pero, si prefieres creer que soy tu viejo tío Ingram que se ha escapado de la clínica, también lo puedes hacer.
Ya ves, soy el que no es. "



El Poder de la Palabra
epdlp.com