De oficio, lector (fragmento)Bernard Pivot

De oficio, lector (fragmento)

"Los libros tienen estados de ánimo, pues claro. A una biblioteca que está enfurruñada se le nota. Los libros, arrugados y grises, tienen un aspecto huraño. Muestran la arrogancia de quienes conocen todos los secretos del mundo y, cerrando filas, desprecian la mano que se alarga hacia ellos para importunarlos. Por el contrario, si están de buenas salta a la vista con qué fluidez se alinean; cómo captan y tamizan la luz para resaltar el título, el nombre del autor y el de la editorial. "


El Poder de la Palabra
epdlp.com