Para acabar con todas las guerras (fragmento)Adam Hochschild

Para acabar con todas las guerras (fragmento)

"Puede que a la familia de John French le molestaran los «invasores de nuestra paz y tranquilidad», pero, al fin y al cabo,
Courtlands era la hacienda de Despard, aunque para entonces solo ocupaba una pequeña casita de campo en los terrenos de la hacienda durante sus visitas de fin de semana. French seguía teniendo cariño a la hermana que había ayudado a criarle.
Cuando su hermana pronunció su primer discurso en público, como miembro de una Junta de la Ley de Pobre, en el ayuntamiento de Wandsworth, John la acompañó. Y cuando el miedo escénico se apoderó de ella en la puerta, la animó con el dramatis personae.
Pese a lo dispares que eran sus visiones del mundo, el afecto y la lealtad entre los hermanos se mantendrían a lo largo de varios decenios, durante un conflicto colonial desastroso y divisivo que estaba a punto de estallar y, después, durante una guerra mundial que costaría la vida a más de setecientos mil de sus compatriotas. Solo los acontecimientos posteriores a aquel gran momento decisivo acabarían rompiendo el vínculo entre ambos. "



El Poder de la Palabra
epdlp.com