El hombre ventilador (fragmento)William Kotzwinkle

El hombre ventilador (fragmento)

"Me apeo del taxi con paraguas y morral, en la alta parte alta de la ciudad. Taxista arranca zzuuuuuuuummmm.
Oh, no, me he dejado mi precioso valioso traje viejo estropeado en ese taxi. Debo perseguirlo, y recuperarlo de inmediato. Aunque bien pensado, que se joda el traje. Allá va, la vida también comete errores y ahora mi traje irá a parar a manos de los hechiceros. Tío, esta noche tendré dolores incurables en el codo y sarpullido en los cojones, con fantasmales sueños en los que me convierto en una gallina. Gallitío Badorties, tío, horrible imaginarlo, se me traba la lengua sólo de pensarlo. Por ende, mientras todavía gozo de buena salud, salvo mi habitual tumor cerebral, giremos aquí, hacia Central Park, el hermoso maravilloso Central Park con árboles y hierba y pajaritos y ardillas. No sé qué estoy haciendo aquí, tío. Tendría que estar en Buffalo comprando una oficina de correos.
Andando, tío, por Central Park, sobre la hierba, hecho polvo, con mi tremendamente pesado morral y mi tremendamente pesado paraguas. ¿Por qué, por qué habré nacido? Para hacer preciosa valiosa Love Music, tío, recuérdalo.
La vida no es fácil cuando acarreas un morral que te hace estirar el brazo hasta el suelo. Allá veo a una pollita, empujando un cochecillo de bebé. Alguien acaba de nacer, y lo pasean sobre ruedas bajo el sol. "



El Poder de la Palabra
epdlp.com