Tobogán de hambrientos (fragmento)Camilo José Cela

Tobogán de hambrientos (fragmento)

"El acto de la puesta de ojo fue muy simbólico y emocionante, y en él pronunció un sentido discurso la presidenta de la sociedad, Mrs. Codfish Scott. El local estaba adornado con flores y con banderitas de todos los países (menos Abisinia, Liberia y Haití) y aparecía de bote en bote, abarrotado hasta los topes por todas las asociadas. Al don Romualdo lo pusieron en una plataforma para que todas lo viesen bien, y la doctora Miss Margaret Titbit —que era un bombón, aunque algo talludita—, después de las palabras de la presidenta, le puso el ojo entre grandes aplausos. El don Romualdo dio las gracias en unas breves y galantes frases que tradujo la misma doctora Miss Margaret, que había sido partera en Valparaíso, y las ovaciones se sucedieron sin cesar. ¡Fue aquel un acto cívico memorable y del que los anales guardan muy cumplida memoria! El don Romualdo estaba emocionado y, cuando a la salida, se subió a su Chevrolet, un temblorcillo de gratitud le bailaba en la voz. "


El Poder de la Palabra
epdlp.com