Home | Literatura | Arte | Música | Arquitectura | Cine | Premios | Donativos E-Mail E-mail   Colaboraciones Textos   Disclaimer Disclaimer  
        
  : : : : : Karl Barth : : : : :
  Karl Barth

   (Suiza, 1886-1968)
Barth
  Teólogo protestante suizo, considerado uno de los pensadores cristianos más notables del siglo XX. Hijo de Fritz Barth, ministro de la Iglesia suiza reformada y erudito del Nuevo Testamento, Karl Barth nació en Basilea y creció en Berna donde su padre impartía enseñanza. Desde 1904 hasta 1909 estudió teología en las universidades de Berna, Berlín, Tubinga y Marburgo. Barth fue profesor, primero, de la Universidad de Gotinga y después de la de Münster desde 1923 hasta 1930, año en que fue nombrado profesor de teología sistemática en la Universidad de Bonn. Mostró su oposición al régimen de Hitler en Alemania y apoyó los movimientos patrocinados por la iglesia contra el nacional-socialismo; fue el autor principal de la Declaración de Barmen, seis artículos que definían la oposición cristiana a la ideología y práctica nacionalsocialista. En 1934 lo expulsaron de Bonn. Su constante oposición provocó al año siguiente su deportación a su Suiza natal, donde prosiguió su carrera literaria y docente en la Universidad de Basilea, al disfrutar de una prórroga especial pasados los 70 años, edad usual de jubilación. Hasta su muerte, acaecida el 10 de diciembre de 1968, vivió en Basilea. Lo más importante de la obra de Barth, conocida como neoortodoxia y teología de la crisis, radica en el carácter pecaminoso de la humanidad, la trascendencia absoluta de la divinidad y la incapacidad de la especie para conocer a Dios a través de la revelación. Su propósito era apartar de la teología la influencia de la moderna filosofía de la religión, para lo que insistía en los sentimientos y en el humanismo, y la reconducía hacia los principios de la Reforma protestante y las enseñanzas proféticas de la Biblia. Sin embargo, no consideraba la Biblia como la revelación real de Dios, sino tan sólo como el registro de dicha revelación. Para Barth, la única revelación divina de Dios está en Cristo. Dios es el "otro en su totalidad", por completo diferente a los hombres que dependen en esencia del encuentro con lo divino para poder comprender su realidad última. Barth concebía la misión de la iglesia como proclamación de la buena nueva de Dios y como función de lugar de encuentro entre Dios y la humanidad. Barth contemplaba cualquier actividad humana desde este enfoque. Barth elaboró más de 600 ensayos de reflexión teológica. Entre sus obras más conocidas se hallan Cartas a los romanos (1919), La palabra de Dios y la teología (1924), Credo (1935) y su monumental e inconclusa obra, en varios volúmenes, Dogmática eclesiástica (comenzada en 1932).  © M.E.

Textos:


Al servicio de la palabra (fragmento)
Instantes (fragmento)

Galardones:


Sonning (1963)
copyright © 1998-2017, epdlp All rights reserved